Preocupa variante B.1.1.529 del coronavirus

Ciudad de México 25 noviembre._ Una nueva variante del covid-19 que posee un número «extremadamente alto» de mutaciones podría desencadenar nuevas oleadas de la enfermedad. Así lo dijo Tom Peacock, virólogo del Imperial College de Londres, quien publicó esta semana en el sitio web de intercambio de genoma GitHub detalles sobre esta mutación.

«La cantidad increíblemente alta de mutaciones en la proteína de pico sugiere que esto podría ser una preocupación real», escribió Peacock. Concretamente, esta nueva variante presenta 32 mutaciones en la proteína de pico, capaces de afectar a la capacidad del virus para infectar células y propagarse, así como dificultar que las células inmunes del cuerpo lo ataquen.

En un hilo de Twitter, Peacock señala que «mucho debería ser monitoreado debido a este horrible perfil de picos». La variante B.1.1.529 se detectó por primera vez el 11 de noviembre en Botsuana, donde ya se han secuenciado tres casos. Más tarde se confirmaron seis casos en Sudáfrica y uno en Hong Kong en un viajero que regresaba del país africano.

Peacock concluyó que la exportación de la variante a Asia implica que «podría estar más extendida» de lo que muestran los datos de secuenciaciones de genomas.

Sudáfrica

Científicos y autoridades sanitarias de Sudáfrica confirmaron este jueves la detección de una nueva variante del coronavirus, identificada como B.1.1.529, que posee múltiples mutaciones y que despertó “preocupación” entre los especialistas, aunque su impacto aún se tiene que estudiar.

“Lamentablemente, hemos detectado una nueva variante que es motivo de preocupación en Sudáfrica”, dijo el virólogo Tulio de Oliveira en una conferencia de prensa.

La nueva variante presenta “una constelación muy inusual de mutaciones”, pero su “significado aún es incierto”, explicó el especialista, miembro de la Plataforma de Innovación en Investigación y Secuenciación de KwaZulu-Natal (KRISP, una institución científica del este de Sudáfrica)

En total, hasta ahora, se han confirmado casos de esta variante en Sudáfrica, en Hong Kong (en un viajero procedente de la nación africana) y en la vecina Botsuana, según los datos proporcionados por el Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas de Sudáfrica.

En total, la B.1.1.529 presenta más de una treintena de mutaciones y algunas de ellas son, según los científicos sudafricanos, motivo de preocupación por su posible impacto en la transmisibilidad y por su potencial capacidad de evadir la inmunidad o protección previa.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn